[…] Sin embargo, el uso de micrófonos que tenían que esconderse, y sobre todo lo ruidosa que era la cámara de cine, limitaban mucho los movimientos de cámara. […]

Responder